NARIÑO LE SIGUE APOSTANDO A LA PAZ

En tres debates, fue aprobado el proyecto de ordenanza para crear el Consejo Departamental de Paz, Reconciliación y Convivencia en el Departamento de Nariño.

 El objetivo de este Consejo será propender por el logro y mantenimiento de la paz, generar una cultura de reconciliación, tolerancia, convivencia y no estigmatización. Para ello, se gestionará y propiciará la articulación y la colaboración armónica de todas las ramas y órganos del poder público con las distintas expresiones de la sociedad civil, gremios, iglesias y demás organizaciones representativas en miras una paz integral permanente.

Este consejo se fortalecerá con la participación activa de diferentes sectores sociales con el acompañamiento de instituciones del Estado y administraciones municipales, permitiendo crear una cultura de paz, y definir políticas públicas que requiera el departamento.  poder así, capacitar a la población y a difundir los acuerdos de La Habana como estrategia de participación para que llegue a ser una paz estable y duradera.

El proyecto de ordenanza aprobado por la Duma Departamental deroga la Ordenanza 07 del 19 de marzo de 1998 por medio del cual fueron creados los Consejos de Paz en la ley 434 como espacios para el diálogo entre el Estado y la ciudadanía en momentos en que el conflicto armado se expandía por el territorio nacional. Hoy el decreto 885 de 2017 fortalece los Consejos territoriales de Paz y les da mayores responsabilidades como actor fundamental en el proceso de reconciliación y convivencia en la transición al Pos conflicto, esto como resultado de lo pactado entre el gobierno nacional y las FARC en la Habana, Cuba.

El consejo estará conformado en un 70% por la sociedad civil y en 30% por institucionalizad del Estado con representantes de la Rama Ejecutiva, Corporaciones públicas del nivel territorial y Ministerio Público. “Las funciones de este consejo departamental son servir órgano consultor de este y los próximos gobiernos para que asesore en temas de paz y reconciliación a través de diálogo y acuerdos no se sigan generando conflictos en el Departamento. Hoy tenemos todos los conflictos en nuestro territorio, queremos que a través de estos consejos departamentales y municipales podamos reconciliarnos y poder tener una paz estable y duradera para nuestro Nariño y para el país”, puntualizó el diputado Ramón de los Ríos, ponente del proyecto.

Entre las funciones establecidas en el proyecto de ordenanza se destacan la función de asesor y consultor del Gobierno Departamental en la elaboración de propuestas acerca de soluciones negociadas al conflicto político armado interno, proponer mecanismos de participación de la sociedad civil en los procesos de diálogo; como facilitador de la colaboración armónica de las entidades y órganos del Estado como la creación de los Consejos Municipales de Paz, elaborar mapas del conflicto del Departamento y diseñar anteproyectos de políticas, estrategias, planes, programas y proyectos orientados a garantizar una paz integral, entre otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *